28.2.15

Compañeros de estante


En un libro de etiqueta victoriano, el Lady's Gough Etiquette, se puede leer un consejo a las amas de casa respecto a la organización de la biblioteca. En aras del decoro se aconseja que los libros escritos por hombres no deben compartir estante con los escritos por mujeres; salvo en el caso de que los autores estén cristianamente casados entre sí.
¡Y yo que tengo a Elizabeth Barrett Browning al lado de Tennyson! ¡Adulterio!

4 comentarios:

  1. Jeje, y seguramente estén la mar de a gusto.
    Un post muy ingenioso.

    ResponderEliminar
  2. La verdad es que el puritanismo victoriano es de armas tomar.

    ResponderEliminar
  3. Mamma mía....me quedo atónita....

    ResponderEliminar
  4. Así las gastaban los victorianos, aunque me temo que pocos hacían caso a Lady Gough

    ResponderEliminar